Escrito por Tendenzias

Cultiva el entusiasmo

Una forma segura de proyectar belleza a mares es proyectar hacia los demás nuestra energía interna: el entusiasmo, porque tal como dice Albert Schweitzer los años arrugan la piel pero renunciar al entusiasmo arruga el alma. La pregunta del millón es entonces: ¿cómo cultivarlo con tantos problemas encima?. Aquí algunos tips para echar el ánimo arriba.

sm

Para las más pesimistas, se podrán consolar con saber que el entusiasmo no es una cualidad innata sino que es una cualidad del carácter que se cultiva y alimenta para hacerlo crecer.

Para ir comenzando paso a paso a cultivarlo, podemos comenzar por los siguientes pasos:

Piensa en lo positivo de las cosas que haces: Encuentra la motivación tras tus actividades, piensa y recuerda los momentos satisfactorios que te han entregado, y proyéctate a futuro con imaginación, no siempre estarás en el mismo lugar.

Busca personas entusiastas para relacionarte: Para mantener el entusiasmo vivo es necesario juntarse con gente que tenga un alto nivel de entusiasmo y optimismo por la vida, las emociones son contagiosas, sean para bien o para mal, así que evita a los personajes tristes y pájaros de mal agüero.

No te quejes: La queja no soluciona los problemas y refleja una gran insatisfacción con lo que tenemos, si no te gusta tu situación actual, haz algo para cambiarla ya, actúa.

Evita la crítica: Busca enfocarte en las cosas buenas de la vida, de ti mismo y los demás, trata de ver las cualidades de los demás. Un modo de mantenernos motivados es motivar positivamente a otros, celebrando sus pequeños logros.

Sé agradecida: Agradece lo que tienes, salud y todas las herramientas para ir mejorando tu vida, poco a poco verás como sales del pozo si tomas acción.

Foto: Flickr

esBelleza.com

Newsletter
Lo más interesante
Top 6
artículos
Síguenos