Tipos de cabello y cuero cabelludo

Seguro que cuando vas a hacer la compra de productos de belleza siempre alucinas con la cantidad de opciones disponibles que hay. Si nos fijamos sólo en lo que atañe al pelo, hay mascarillas, champús y suavizantes para todos los tipos de cabello y cuero cabelludo. Poco a poco estas gamas se han ido ampliando, […]
esBelleza.com

Seguro que cuando vas a hacer la compra de productos de belleza siempre alucinas con la cantidad de opciones disponibles que hay. Si nos fijamos sólo en lo que atañe al pelo, hay mascarillas, champús y suavizantes para todos los tipos de cabello y cuero cabelludo.

tipos-de-cabello-istock

Poco a poco estas gamas se han ido ampliando, y ya no sólo se dirijen al cabello seco o graso. Ahora hay productos para cabello mixto, normal, teñido, con reflejos, castigado, canoso, y un largo etcétera. ¡Parece que hay tantas opciones como personas!

Si tienes dudas sobre cuál de todos los tipos de cabello y cuero cabelludo es el tuyo, este artículo te interesa. ¡Sigue leyendo!

Tipos de cabello y cuero cabelludo

Los tipos de cabello que hay son muchos más que los de cuero cabelludo, ya que este se limita a cuatro opciones (que luego veremos en profundidad). Pero, ¿sabes cuál es el tuyo?

En España abunda el cabello moreno y rizado, aunque también es muy común el cabello moreno liso. De todas formas, las españolas tendemos a utilizar tintes y productos que alteran nuestra melena ¡nos encanta ir a la última!

tipos-de-cabello-rizada

Entre los tipos de cabello que hay, se pueden hacer dos clasificaciones:

  • Por tono: rubias, morenas, castañas, pelirojas, etc.
  • Por estilo de melena: lisa, rizada, ondulada, encrespada, etc.

tipos-de-cabello-6-ejemplos
Pero a la hora de hablar del cuero cabelludo todo se simplifica: normal, seco, graso o mixo ¿cuál es el tuyo?

Tipos de cabello y cuero cabelludo | Cabello normal

El cuero cabelludo normal es el que todos queremos tener. El cabello normal es brillante, dócil y de buena apariencia. Es el más agradecido para todo tipo de peinados, y el que menos problemas da a la hora de elegir productos.

Este cabello se consigue como resultado de un estilo de vida equilibrado y saludable, junto con una buena rutina para el cuidado del pelo. Eso sí, no siempre cuidarlo significa conseguirlo, ya que a veces los problemas en la piel ajenos a nuestros actos nos estropean el cuero cabelludo.

cuero-cabelludo-normal

Este tipo de cabello tiene un cuero cabelludo hidratado y homogéneo, por lo que siempre tiene un aspecto sano. Si no hay problemas de salud, el cuero cabelludo se verá siempre perfecto, como en los ejemplos superior e inferior.cuero-cabelludo-normal-2

El cabello normal permite utilizar casi cualquier tipo de producto, y con poco cuidado que tengas lucirá sano y brillante.

Tipos de cabello y cuero cabelludo | Cabello seco

El cabello seco es habitual entre aquellas personas con problemas en la piel tipo psoriasis, eczemas, y otro tipo de escamación de la piel. El aspecto que tiene es apagado y sin vida, y suele ser fácil que se rompa, especialmente en puntas.

Una causa muy común del cabello seco, cuando no es por salud, es la deshidratación; la retención del agua puede medir entre un 4 y un 13% del volumen total del cabello. Por eso se recomienda utilizar champús altamente hidratantes.

cuero-cabelludo-seco

Un síntoma de cabello seco son los picores del cuero cabelludo, y la descamación en forma de caspa o irritación. Un cambio en el estilo de vida puede lograr una diferencia importante. Hay muchos productos disponibles en el mercado para ayudar a nutrirlo y suavizar el cuero cabelludo.cuero-cabelludo-seco-2

Advertisement

Busca siempre productos de calidad y sigue una rutina completa con mascarilla, suavizante, etc.

Tipos de cabello y cuero cabelludo | Cabello graso

El cabello graso es bastante habitual, al menos en España. Suelen tenerlo aquellas personas con piel grasa, ya que es el cuero cabelludo graso el que afecta al cabello dándole aspecto de sucio. A pesar de lavarlo a menudo es común que su aspecto sea lacio y sin vida, por el exceso de sebo.

Puede aparecer por cambios hormonales, a menudo evidentes durante la pubertad o la menopausia. Sin embargo, muchas personas tienen un cuero cabelludo naturalmente graso, lo que puede dar como resultado un cabello graso.

cuero-cabelludo-graso

El cabello claro es mucho más fino que el oscuro, por lo que es más susceptible a un exceso de grasa, y requiere cuidados más específicos. Aún así, el exceso de limpieza en este tipo de cueros hace que el propio cuerpo genere más grasa y acabe siendo un ciclo infinito.

cuero-cabelludo-graso-2

Advertisement

Merece la pena invertir en productos de calidad que aporten nutrientes al cabello sin secar la melena o deshidratarla. Y siempre hay que aplicar los complementos, como mascarillas o suavizante, en medios y puntas. Evita aplicar estos productos en la raíz, o afectarán al cuero cabelludo empeorando la situación.

Tipos de cabello y cuero cabelludo | Cabello mixto

Si tu melena no encaja en ninguno de los tipos de cabello que hemos visto, seguramente sea de tipo mixto. Estas personas cuentan con raíces grasas y medios y puntas secos. Son las melenas más difíciles de tratar, por necesitar dos tipos de ayuda diferentes. ¡Pero no te preocupes, es muy común!

A menudo esto ocurre en cabellos muy castigados, ya sea por el sol o por los tintes agresivos. El pelo va creciendo y se seca y estropea. Especialmente si no se han utilizado productos adecuados. Pero la raíz, al tener el cuero cabelludo graso, sigue surgiendo con exceso de sebo.

cuero-cabelludo-graso-mixto

Poco a poco las puntas se estropean más, llegando a romperse o a abrirse. Por eso es conveniente utilizar productos que hidraten la melena, y aplicar mascarillas en las puntas.

cuero-cabelludo-mixto-2

Advertisement

A menudo, se puede resolver acudiendo con frecuencia al peluquero para cortas las puntas y sanear la melena. Además, él podrá asesorarte en cuanto a qué productos son los mejores para tu tipo de cabello.

Los productos que encontramos en el supermercado son muchísimos, y no todos tienen la calidad adecuada. Te recomendamos asistir a un profesional que te asesore y te explique qué marcas son las mejores y qué productos pueden ayudarte mejor. Y como siempre, dedica tiempo a tu melena, utiliza mascarillas, desenrédala con cuidado y no abuses de productos de calor que puedan estropearla.

Cuidados para un cabello graso

Tener el pelo graso es una lata, porque aunque lo laves con frecuencia siempre parece que está sucio. A ti no te vale eso de lavar la cabeza una vez en semana, y puede que según las épocas, haya días en los cuales al rato de lavar tu cabeza ya notes el flequillo apelmazado. ¿Cómo lidiar con el cabello graso? Tranquila, porque hay cuidados específicos que puedes darle para mejorar su situación.

tipos-de-cabello-istock2

Antes que nada decirte que el hecho de que tu pelo segregue grasa no es del todo malo y, de hecho, el organismo produce grasa para que esta haga de lubricante y protectora. Así que tu cabello está lubricado y protegido, mucho más que en aquellas personas que tienen el pelo seco, lo cual tampoco es nada agradable.

No obstante, sabemos que es molesto el cabello graso y, como al resto de cabellos, también hay que darles unos cuidados especiales que son los siguientes.

Advertisement

En primer lugar, no frotes tu cabellera demasiado. Cuando laves tu cabeza no frotes, simplemente realiza un masaje suave y circular sobre tu cuero cabelludo. De este modo, evitarás que las glándulas sebáceas de estimulen y hagan su función ante la agresión que supone tu frotamiento.

En segundo lugar, si crees que usando productos que secan el pelo estarás solucionando el problema estás en un error garrafal que puede empeorar aún más la situación. Porque si el cuero cabelludo se queda seco, las glándulas sebáceas se activarán echando más grasa. ¿Qué hacer entonces? Huye de productos cosméticos que sean fuertes y de aquellos que tengan sulfatos. Los productos que tienen sulfatos y eliminan los aceites naturales del pelo no son buenos, ni aunque tengas el pelo graso. Así que ¡fuera!

No laves todos los días. Ya sabemos que es tu principal tentación cuando notas el cabello apelmazado y graso, pero si lo lavas, tu cabeza volverá a lanzar grasa, así que acostumbra a tu cabellera a recibir menos lavados. Y tampoco abuses usando silicona, la cual aparece en casi todos los productos de higiene y cosmética capilar.

Los productos de fijación también quedan prohibidos o, al menos, restringidos. Piensa que estos productos aportan más suciedad a tu pelo.

Hay champús que son especiales y actúan como reguladores del sebo. Ya sabes, ve anotándolo en tu lista de la compra. Busca aquellos que contengan activos naturales como, por ejemplo, el castaño de indias o el té de rooibos.

Para aclarar, usa agua tibia. El agua fría no limpia bien. Y el agua caliente estropea el pelo ya que con el calor se abre la cutícula.

Advertisement

Sí a los aceites esenciales. El aceite de menta es ideal. Además, el cuero cabelludo graso tiende a sufrir picores y el mentol refresca y alivia esas molestias.

Muy importante: no te toques el pelo. Al tocarlo, lo ensucias y lo engrasas.

Finalmente, cuida lo que comes, porque la grasa que consumes, se nota también en la piel y el pelo.

Cuidados para un cabello seco

La otra cara de la moneda es tener el cabello seco. Si un pelo graso es molesto, el pelo seco también trae muchos problemas. El sueño de toda mujer con respecto a su pelo es lucir una melena sedosa, brillante y bonita, es decir, justo lo contrario a lo que ofrece un cabello seco.

tipos-de-cabello-istock3

Por suerte hay solución, pero debemos tener cuidado y conocer  muy bien nuestro pelo para darle los cuidados precisos. Y es que no basta con notarse el pelo estropajoso para optar por un producto capilar que nos aporte grasa, sino que a veces se da que parte del pelo está seco pero las raíces tienen grasa, así que ten mucho cuidado.

Advertisement

Si tienes rizos naturales, es más probable que sufras de cabello seco. El remedio pasa por utilizar sueros que nutren el pelo en profundidad.

Además, no uses productos con silicona, porque tampoco mejorarán tu melena. Más bien, opta por champús con pH neutro. Y cuando hayas acabado de lavar tu cabeza, aplícate una mascarilla para cabello seco. Pero hay ciertos remedios naturales que tampoco son aconsejables, como son el uso de la yema de huevo y el aceite de oliva, ya que si bien es cierto que nutren, pero también engrasan en exceso y, si te pasas con las cantidades, puedes conseguir un efecto indeseado.

Por otro lado, si tienes el pelo seco, no te hagas recogidos muy apretados, porque tu pelo se rompe con facilidad.

Cuidados para un cabello normal

Si tu cabello es normal tienes suerte. Pero te animamos a seguir unos cuidados para que tu pelo siga así de perfecto. Por ejemplo, no abuses del champú, porque para lavar la cabeza no es necesario demasiado producto ni tampoco espuma. Con un poco de producto bien repartido, será suficiente, ya que en exceso ensucia la fibra capilar, la irrita y la seca.

tipos-de-cabello-istock4

Tras el lavado, usa un poco de acondicionador suave pero únicamente sobre las puntas del cabello.

Advertisement

Tampoco frotes tu cabeza con la toalla, sino tan solo envuélvela en la toalla y da unos toques para que esta absorba la humedad. El secador es mejor evitarlo, y si lo usas, no lo acerques mucho al pelo.

De vez en cuando y, sobre todo en verano, aplica una mascarilla con vitaminas y que sea nutritiva. Y cuando haga calor, póntela al menos cada 15 días. Además, aplica un protector solar especial para cabello.

¿Quieres leer más sobre el cuidado del cabello? Estos artículos te interesan:

Galería de imágenes Tipos de cabello y cuero cabelludo

esBelleza.com

También te puede interesar